MÉTODOS PARA CONSERVAR ALIMENTOS A LARGO PLAZO

En este artículo, exploraremos métodos efectivos para conservar alimentos a largo plazo. Estos métodos nos ofrecen diferentes posibilidades para contar con reservas nutritivas y duraderas en cualquier tipo de situación.

La alimentación es un componente crucial. Por ello, tener un suministro de alimentos a largo plazo puede marcar la diferencia entre la comodidad y la escasez en todo tipo de situaciones.

¿POR QUÉ ES IMPORTANTE CONSERVAR ALIMENTOS A LARGO PLAZO?

Conservar y almacenar alimentos es importante por varias razones, y estas se vuelven especialmente evidentes en situaciones de emergencia o crisis.

Tener un suministro de alimentos almacenado, es esencial para estar preparado ante situaciones de emergencia como desastres naturales, cortes de energía, crisis económicas o cualquier evento imprevisto que pueda interrumpir el acceso regular a alimentos.

Al almacenar alimentos, reduces la dependencia de las fuentes externas y te vuelves más autosuficiente para satisfacer tus necesidades básicas.

Por no hablar de que si almacenas ahora alimentos, puede resultar en ahorros significativos a largo plazo y protegerte de la inflación, ya que la disponibilidad y los precios de los alimentos pueden verse afectados en tiempos de inestabilidad económica, y tener un suministro de alimentos extra almacenado puede actuar como un colchón protector.

¿CUÁLES SON LOS MEJORES MÉTODOS PARA CONSERVAR ALIMENTOS A LARGO PLAZO?

1. Enlatado y Conservas:

El enlatado es un método clásico y probado para conservar alimentos. Puedes enlatar frutas, verduras, carnes y sopas. Para ello puedes utilizar los típicos frascos de vidrio, llenarlos de lo que quieras conservar, cerrarlos y meterlos en agua hirviendo unos 40 minutos. Hay trucos para esto, nosotros lo hacemos de la siguiente manera:

  • Llenamos hasta arriba los botes, dejando a ser posible un dedo sin nada. Cerramos sin hacer el máximo de fuerza.
  • En una olla, lo suficientemente grande como para que quepan los botes, ponemos agua a hervir.
  • Luego metemos los botes de pie en la olla, con en el agua hirviendo.
  • Los dejamos 10 minutos dentro del agua hirviendo.
  • Sacamos los botes y los cerramos lo mejor posible
  • Y los volvemos a meter en el agua hirviendo, alrededor de 30 minutos. Y LISTO, los dejamos enfriar un poco y les ponemos una etiqueta con el nombre y la fecha…

2. Deshidratación O LIOFILIZADO:

La deshidratación implica eliminar el contenido de agua de los alimentos, lo que inhibe el crecimiento de bacterias y hongos. Puedes deshidratar frutas, verduras, hierbas y carnes para tenerlas disponibles en cualquier momento, para ello puedes utilizar deshidratadores o técnicas de secado al aire libre. Estos alimentos son muy versátiles y tienen una gran ventaja porque son de larga duración.

El proceso de liofilización, es una técnica de conservación de alimentos que elimina el agua de los productos, permitiendo aumentar la vida útil de los alimentos sin comprometer ni sus nutrientes ni su sabor.

A diferencia de otros métodos de deshidratación, la liofilización mantiene una mayor cantidad de nutrientes en los alimentos y prolonga significativamente la vida útil de los alimentos, conservando su calidad durante años. Se puede liofilizar casi cualquier cosa.

3. Empaque al Vacío:

Al empacar alimentos al vacío, se elimina el oxígeno y la humedad, reduciendo las posibilidades de deterioro. Puedes meter al vacío muchos alimentos y congelarlos. Para ello necesitas una selladora al vacío y también bolsas.

4. Almacenamiento en Latas de Aluminio o Mylar:

Las láminas de aluminio o bolsas Mylar ofrecen una barrera hermética contra la luz, el oxígeno y la humedad. Son ideales para almacenar granos, cereales y alimentos secos y son otro muy buen método de conservación de alimentos.

5. CongelaR de Alimentos:

Aunque la congelación no es a largo plazo en sí misma, puede extender la vida útil de muchos alimentos. Utiliza congeladores para almacenar carne, productos horneados y alimentos preparados. Si no vives fuera de la red, considera la posibilidad de tener un generador de respaldo en caso de apagones o cortes de energía.

También existen las neveras trivalentes, que pueden funcionar con un enchufe convencional a 220v, pueden funcionar con una batería de 12v y también funcionan a gas.

6. AHUMADO

El ahumado es un método antiguo para preservar carnes y pescados. Esta antigua técnica de conservación de alimentos no solo añade sabor, un sabor único a tus alimentos, sino que también actúa como un agente conservante. Puedes ahumar carnes como cerdo, res, aves, pescado e incluso quesos.

Es relativamente fácil ahumar alimentos, es una habilidad de supervivencia que me encantaría poder mejorarla. Y que os mostraré en futuros videos en mi canal de YouTube.

Te recomiendo que pruebes diferentes maderas para ver cuál te gusta más, maderas como la encina o de nogal son las que a mí más me gustan. La madera que menos se utiliza para ahumar alimentos, es la de pino por su resina, ya que deja un gusto fuerte a la comida.

Asegúrate de seguir bien los pasos principales para ahumar alimentos, especialmente en términos de temperaturas para evitar la proliferación de bacterias. Ahumar alimentos no solo es una técnica de supervivencia efectiva para preservar alimentos, sino que también agrega una capa de versatilidad y sabor a tu despensa de emergencia. Con práctica y atención a los detalles, el ahumado puede ser una habilidad valiosa en situaciones de supervivencia.

¿DÓNDE NO ALMACENARÍA NUNCA MIS ALIMENTOS?

Al contrario de lo que muchos preppers dicen y opinan, yo, sinceramente, nunca almacenaría mis alimentos en garrafas de plástico. NUNCA.

Si sabes de más métodos para conservar y almacenar tus alimentos, no dudes en dejar tu opinión aquí abajo en los comentarios.

Entradas relacionadas

2 comentarios sobre «MÉTODOS PARA CONSERVAR ALIMENTOS A LARGO PLAZO»

  1. Emilo

    Porqe no se puede almacensr comida en garafas de plastico …. yo tengo aroz desde hace 12 años y no le pasa nada expicame porfi un saludo 😉

    1. Hola Emilio, pues es porque no me gusta el regustillo que deja el plástico en los alimentos. El año pasado deje un par de garrafas con pasta y la verdad que no me gusto, llámame especialito, pero, no me gusto, muchas gracias por comentar

Deja tu comentario